El gato que quería ser perro

O2 ha lanzado una campaña interactiva basada en dos pilares fundamentales. Por un lado, un vídeo viral de algo más de un minuto de duración en el que se cuenta la historia de un gato aburrido de su condición y que decide comportarse como un perro. El viral está funcionando francamente bien, y se ha convertido en uno de los mayores fenómenos durante los últimos días.

Por otro lado, al finalizar el vídeo te da la opción de visitar la web Be more Dog, en la que gracias al uso de técnicas de realidad aumentada -casi mágicas- puedes jugar con el gato. En concreto, debes visitar la web a través del móvil o bien escanear un código QR. A continuación, tu ordenador de sobremesa y el móvil quedan sincronizados. En tu pantalla del móvil aparece un frisbee que puedes lanzar a la pantalla del ordenador deslizando el dedo sobre él. La aplicación reconoce la dirección y velocidad de cada lanzamiento. A-lu-ci-nan-te.

Share