Facebook monetiza a lo bestia su negocio

Facebook-DollarRecientes datos confirman algo que los gestores de Facebook Pages sabemos desde hace tiempo. Facebook quiere que pagues para que tus contenidos lleguen a tus fans.

Tal y como están las cosas, en unos meses el alcance medio en las páginas de Facebook será 0 pelotero. Y como he comentado en alguna ocasión, no es por un problema de mala calidad de contenido, sino simplemente porque el algoritmo oculta la información a tus fans.

Indudablemente esto va a llevar a que Facebook se convierta en un medio en el que sólo marcas que se puedan permitir pagar tendrán presencia. Dicho de otra forma, Facebook se va a convertir en un medio más, al estilo de la TV, donde las pequeñas marcas no tienen cabida. Es la forma de la empresa de filtrar el contenido, expulsando a aquellos que no quieran pasar por caja.

¿Es esto malo para Facebook? En principio puede parecer que sí, pero nada más lejos de la realidad. Se expulsa a quien no paga y se reduce la sobrecarga de información en la red. De esta forma, es probable que aumente la eficacia de los anuncios en Facebook ya que tendrán menos competencia y los consumidores estarán menos saturados. Al usuario de Facebook esto no le preocupa, no va a haber ninguna fuga por ello. Es más, la compra de Whatsapp deja bien a las claras las intenciones de Facebook. Por un lado, ser una plataforma publicitaria en la que todo anunciante pague. Por otro lado, ser una commodity en lo que a comunicación inter-personal se refiere. El negocio es redondo, enganchas al usuario final con un servicio del que no puede prescindir a la vez que obligas a todo aquel que quiera hacer publicidad a rascarse el bolsillo.

¿Y las pequeñas marcas o gente que usa la presencia en Facebook con fines de ocio o educativos (como servidor)? Buena pregunta. La transición a otra red es difícil por los costes de cambio que supone para la propia marca y los usuarios. También hay que considerar cuál es el tipo de contenido que publicas en Facebook. Si trabajas mucho el multimedia, Pinterest o Youtube es lo más inmediato, pero la decisión no es nada fácil. Si utilizas Facebook como medio de atención al cliente este tema no preocupa tanto, dado que son los usuarios los que buscan a la empresa. Tampoco parece muy razonable cerrar el chiringuito, porque el usuario quiere multicanalidad y saber que te tiene en Facebook si lo necesita es un punto a favor. Pero habrá que repartir esfuerzos e integrar tu presencia en Facebook con otras redes, como tu blog o Instagram. Pero esto tampoco es algo nuevo. La integración es una obligación, sólo que ahora adquiere mayor importancia si cabe.

Share