Sembrando virus

seedEl éxito o fracaso de una estrategia de marketing viral depende en gran medida de cómo dicha estrategia ha sido iniciada. Más concretamente, las estrategias de sembrado (seeding) hacen referencia a los impactos que se producen al lanzar la campaña viral. En este sentido, en comparación con un lanzamiento de carácter aleatorio, elegir cuidadosamente aquellos individuos a los que impactaremos en primer lugar puede multiplicar por 8 el efecto de nuestra campaña.

La literatura especializada nos habla de 3 tipos de individuos:

  • Hub o concentradores, personas o nodos bien conectados a individuos con un alto número de conexiones.
  • Fringes, personas o nodos con conexiones pobres.
  • Puentes o bridges, conectan a 2 individuos que de otra forma no podrían contactar entre sí.

El sistema de información de nuestra empresa ha de ser capaz de valorar la estructura de la red y los perfiles de cada individuo con el objeto de poder impactar en aquellos que más nos interesan, esto es, hubs y puentes. A modo de ejemplo, los bancos pueden recurrir a datos de las transferencias realizadas entre sus clientes. No obstante, hoy en día no hay excusa a la hora de realizar una detección eficaz de influencers. Herramientas como Klout o Kred pueden servir de orientación para ir perfilando nuestro target inicial. Un esfuerzo que sin duda redundará en mayores impactos, y lo que es más importante, de mayor calidad.

Share
Tags: